BADAJOZ

Garrido y Planetario, gusto y clase en Herrera del Duque

Julio César Sánchez
sábado 15 de agosto de 2020
Manuel Escribano y Joao Silva "Juanito" dieron una vuelta al ruedo cada uno con una variada corrida de Victorino Martín

Fotos: Verónica Covisa

La corrida de Victorino Martín lució trapío de plaza de primera en algunos casos y varios de ellos ofrecieron posibilidades de triunfo amén de un interesante juego, caso de los lidiados en la segunda mitad del festejo y el segundo.

El primero salió al ruedo saltando cual caballo queriendo salvar un obstáculo. Fue el anticipo de un comportamiento en el que las tarascadas y la falta de entrega fueron las constantes. Manuel Escribano se justificó poniéndose por los dos pitones -sobre todo por el izquierdo, que fue el menos malo-, con pundonor pero sin lírica, pinchando al entrar a matar.
 Más templanza tuvo su faena al cuarto, tanto con capote como con muleta. Cuando el toro se quedó solo en el ruedo con el torero sevillano sus embestidas se tornaron francas y templadas, sobre todo por el pitón izquierdo, agradeciendo cuando Escribano citó sin brusquedades y templó tirando de la embestida hasta el final, algo que ocurrió con frecuencia. De nuevo marró al entrar a matar perdiendo algún trofeo.

El segundo tuvo un muy aceptable pitón derecho cuya dimensión ya se apreció en el entregado recibo de José Garrido. El extremeño basó su trasteo por ese lado, primando la sensación de esfuerzo en la cara del encastado ejemplar de Victorino. Falló a espadas con insistencia, llegando a escuchar un aviso.
 El quinto lució un pitón derecho de escalofrío, por desarrollo notable y orientación hacia fuera, aunque ello no fue óbice para que Garrido continuara por la vereda de la entrega, llegando a cuajar muletazos al ralentí por los dos pitones. Después de dejar media arriba, las dos orejas fueron a manos del extremeño y el de victorino fue premiado con la vuelta al ruedo.

Juanito se las vio con un tercero que no paró de moverse con trote cochinero en los dos primeros tercios, sembrando el desconcierto en el ruedo. Sin embargo en la muleta se centró y se dejó algo por el pitón derecho, sin que Juanito encontrara acople total, con el mérito de esperar a que el de Victorino metiera la cara pero abusando de cite al hilo del pitón. No obstante nadie puede decir que no pegara pases. Al dirigirse el matador a por la espada el toro cogió al banderillero Alfonso Gómez, quien intentaba cerrarlo, hiriéndolo en la nalga derecha y siendo conducido a la enfermería. Tampoco anduvo certero a la hora de matar.
 Arrebatado resultó el ramillete de verónicas con el que el torero portugués recibió al sexto, un toro noble que embistió con clase y frente al que Juanito alternó fases de cierta enjundia con otras de menor relieve merced a su no excesivo oficio en general y con toros de este tipo en particular.

Herrera del Duque, sábado 15 de agosto de 2020. Toros de Victorino Martín, muy bien presentados. Primero, bronco y sin entrega; encastado el segundo, ovacionado en el arrastre; tercero, sin entrega; noble el cuarto; manejable el quinto, Planetario, número 4, cárdeno bragado meano, premiado con la vuelta al ruedo; sexto, noble y manejable. Manuel Escribano, ovación con saludos y vuelta al ruedo; José Garrido, ovación con saludos tras aviso y dos orejas; Joao Silva “Juanito”, ovación con saludos tras aviso y vuelta al ruedo. Entrada: media plaza. Javier Valdeoro saludó tras banderillear al quinto.

    ÚLTIMAS NOTICIAS

    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando