Aplausos
8 de julio de 2020, 2:26:33
Noticias

FERIA DE SAN ISIDRO


Oreja al valor herido de Juan Leal en Madrid

El francés resulta corneado por el toro de mejor condición de Pedraza de Yeltes que fue noble pero no terminó de dar opciones de triunfo

Por Gonzalo I. Bienvenida


Fotos: JAVIER ARROYO

Volvieron las protestas por la presidencia de Gonzalo de Villa que pedían su dimisión. Esta vez provinientes de la grada del tendido 7. Se enlazaron con las dirigidas a la presentación del primero de Pedraza de Yeltes, estrecho de sienes y de culata dentro de su alta cruz. El oficio de Octavio Chacón se palpó en el recibo de capote. Muy para el toro. Se arrancó alegre dos veces al caballo y se le hicieron tres quites: por chicuelinas y delantales Chacón, por elegantes verónicas Javier Cortés. El toro se vino abajo en el último tercio dentro de su nobleza. Un solvente Chacón estoqueó en el segundo intento.

El segundo también fue protestado por esa aparente falta de remate. Su honda hechura no satisfizo a la afición. Con el capote derrochó nobleza aunque un punto suelto. El viento molestó a Javier Cortés que abrió la faena por alto antes de dos tandas con la derecha. El de Pedraza perdió unas veces las manos y otras salió con la cara alta. El pitón fue el izquierdo. Por ahí hubo naturales importantes, de mucha largura y asentamiento. El toro permitió esa serie antes de terminarse su celo. Se atascó con los aceros.

Juan Leal cortó una oreja y resultó herido en el tercer toro de la tarde. Lo recibió doblándose muy derecho. Cumplió en varas empleándose en el segundo encuentro y destacaron Marc Leal y Manuel de los Reyes que tuvieron que saludar tras banderillear. Brindó al público y empezó en los mismos medios de rodillas. El toro hizo el avión con buen son y transmisión. La faena no terminaba de coger vuelo cuando resultó cogido al redondear una serie. El toro pareció prenderle del glúteo donde pronto se empezó a empapar de sangre el vestido. Buscó entonces los terrenos más cercanos e hilvanó varios redondos con mérito. La ligazón con viveza fue la clave para llegar arriba. La estocada en lo alto le puso la oreja en la mano antes de tener que pasar a la enfermería.

El cuarto de la tarde resultó complicado en los primeros compases por sus arreones, sin ritmo ni fijeza. Octavio Chacón continuó con su facilidad capotera. No sé empleó en el caballo el toro de Pedraza. En la muleta no se entregó. Octavio Chacón le buscó las vueltas con su oficio aunque sin poder transmitir.

Más transmisión pero menos calidad tuvo el quinto. Hechura más armónica dentro de su hondura. El clasicismo capotero de Cortés se ligó con el arranque genuflexo de faena. El toro embistió a taponazos, con brusquedad. En un pase de pecho arrolló a Javier Cortés con los cuartos traseros. Cayó de bruces y a punto estuvo de ser cogido. Con la espada lo volvió a ver negro.

No pudo salir Juan Leal a estoquear al sexto. Octavio Chacón mostró de nuevo su plena forma sacándose el montado toro de Pedraza a los medios dándole los adentros de esa forma tan personal. En el caballo no se empleó como alguno de sus hermanos anteriores. El toro, que no humilló nunca, resultó áspero para el tercio final. Octavio Chacón realizó la faena con la montera calada. Resolvió con perfecto y limpio oficio. Tuvo que emplear el descabello tras pinchazo y estocada.

Madrid, sábado 25 de mayo de 2019. Feria de San Isidro. Toros de Pedraza de Yeltes, bien presentados, algunos faltos de remate. De noble juego aunque más complicados el cuarto y el sexto. Octavio Chacón, silencio, silencio y silencio en el que mató por Juan Leal; Javier Cortés, silencio y silencio; Juan Leal, oreja y herido. Entrada: Más de tres cuartos. saludaron tras parear al tercero, Marc Leal y Manuel de los Reyes.

Revista de toros | Noticias toreros y corridas | Portal taurino.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.aplausos.es