www.aplausos.es

ZAPATO DE ORO

 (Foto: Javier Arroyo)
(Foto: Javier Arroyo)

Ritter, herido en un deslucido inicio de feria en Arnedo

Mazzantini logró los únicos pasajes estimables ante la desrazada novillada de La Quinta que abrió el ciclo riojano

lunes 01 de octubre de 2012, 00:40h
Primer paseíllo de la feria 2012 (Foto: Javier Arroyo)
Primer paseíllo de la feria 2012 (Foto: Javier Arroyo)

El primero de Mazzantini humilló poco y no hubo lucimiento durante su lidia. El torero lo intentó sobre ambas manos pero la faena careció de brillantez. Fue silenciado. Otro silencio. Lo más torero de la tarde hasta la lidia del cuarto corrió de la mano de Mazzantini ante su segundo. Dejó buenas series por las dos manos en una faena bien estructurada, en la que dio tiempos al noble aunque algo distraído animal de La Quinta. Pinchó, tardó la res en doblar tras la estocada y todo quedó en silencio.

Morenito de Canta sorteó por delante un novillo bueno, con un punto de casta y exigencia que desbordó al novillero. Anduvo el peruano por debajo de él y no supo salvar las dificultades que le presentó su oponente. Se le notó la falta de oficio y fue volteado al entrar a matar. Además, dio un mitin con el descabello. No mejoró su imagen en el quinto, un astado noblote y soso. Sufrió otra voltereta durante la faena, que fue aburrida y sin ningún brillo. Fue de nuevo silenciado.

El tercero se quedó muy corto y presentó peligro. Su matador, Sebastian Ritter, sufrió una fea voltereta ejecutando la primera serie. Sin que nadie lo supiera, el torero llevaba ya una cornada interna de dos trayectorias que penetraba en el escroto y llegaba hasta el abdomen. Ritter no se dolió y mostró valor, pero poco pudo hacer dada la condición de su enemigo. No pudo sacar nada en claro con el deslucido y distraído sexto, con el que estuvo muy mal con los aceros. Fue pitado tras sonar un aviso. Estuvo fatal con los aceros. Pasó a la enfermería donde le descubrieron y operaron de la herida.

Arnedo (La Rioja), 27 de septiembre de 2012. Novillos de La Quinta, correctos de presentación salvo el 6º, más terciado. Novillada sosa y deslucida en general. MAZZANTINI: Silencio en ambos; MORENITO DE CANTA: Silencio tras aviso y silencio; y SEBASTIAN RITTER: Silencio y pitos tras aviso. Entrada: Algo menos de media. Sebastian Ritter pasó a la enfermería a la finalización del espectáculo y fue atendido de una "cornada por asta de toro, penetrando por región escrotal derecha, con dos trayectorias una inferior y otra en dirección abdominal interesando orificio inguinal con apertura de fascia del músculo oblicuo derecho del abdomen, que aparentemente no penetra en cavidad abdominal. Sin criterios de abdomen agudo", según reza el parte facultativo. El pronóstico es "grave" y ha sido trasladado a un hospital de Calahorra.