www.aplausos.es

SEVILLA.- FERIA DE ABRIL

Finito, sabor a torero

El de Córdoba plasma los mejores pasajes de la tarde frente al primero, el mejor toro de un descastado encierro de El Pilar

martes 21 de abril de 2015, 18:02h
Manzanares, aquejado de gastroenteritis, lidió en sexto lugar el toro que estaba previsto como quinto. Luque, por encima de su lote. Entre los presentes en la Maestranza estaba Miguel Ángel Perera, una de las grandes ausencias del abono.

FOTOS DE ARJONA DEL FESTEJO

VÍDEO RESUMEN DEL FESTEJO

PARTE FACULTATIVO DE MANZANARES

LA OPINIÓN DE PACO MORA: "Finito pintó el toreo..."

Fotos: ARJONA

Abrió plaza un toro alto y con mucha caja de El Pilar, bueno y con fondo y ante él, Finito de Córdoba dejó una faena con destellos de mucha clase y torería. Hubo muletazos profundos y de mano baja sobre ambas manos. De alto calibre. Muy dispuesto el cordobés dentro de una faena con altibajos y a la que le faltó continuidad. Remató su actuación de estocada baja y dos descabellos. Su segundo no le dio ninguna opción. Sin entrega, no se desplazó nunca y acabó perdiendo mucho las manos. Imposible para Finito de Córdoba.

José María Manzanares le planteó la faena al segundo en los medios. Fue éste un toro que embistió con ímpetu en los primeros tercios, haciendo una brava pelea en el caballo. En banderillas destacaron Curro Javier, excelente su segundo par, y Luis Blázquez. Prometió mucho más el toro de lo que luego dio ya que pronto se quedó corto y comenzó a protestar. Faena larga en la que lo mejor llegó al final del trasteo cuando Manzanares atacó al toro. Mató de estocada tras pinchazo y fue silenciado. En su segundo -jugado en sexto lugar por indisposición del torero- echó arrestos Manzanares para salir de la enfermería, donde estaba tumbado en una camilla y con una vía puesta de suero. El castaño, sin embargo, fue manso, parado, embistió sin entregarse y sin querer pasar, por lo que el lucimiento fue una quimera. Tras un pinchazo, dejó una estocada en la yema.

Por encima se mostró Daniel Luque de las condiciones del tercero, un toro que manseó y que si bien aguantó la faena del de Gerena en los medios fue más por la decisión del torero que por la voluntad del toro. Centrado y metido el sevillano, desde los templados lances a la verónica de salida hasta la soberbia estocada -tras un primer pinchazo- con la que puso fin a su faena. En quinto lugar mató al que debió ser sexto -se corrió turno pues Manzanares, aquejado de un cuadro de deshidratación causado por una gastroenteritis, tuvo que pasar a la enfermería- y fue éste el toro de peor clase y más manso de toda la corrida. No tuvo un pase. Incluso sacó cierto peligro. Tras cuatro entradas a matar, fue silenciado.

Sevilla
, martes 21 de abril de 2015. Toros de El Pilar, bien presentados, serios pero descastados y muy al límite en cuanto a raza. Mejor el 1º. Finito de Córdoba, ovación con saludos tras aviso y silencio; José María Manzanares, silencio tras aviso y silencio; Daniel Luque, ovación con saludos tras aviso y silencio. Entrada: Lleno. Se desmonteraron tras banderillear al segundo Curro Javier y Luis Blázquez.