www.aplausos.es

La revolera

Por Paco Mora
Por Paco Mora

Tres novilleros con futuro

Un reconocimiento para Simón Casas, que con su programación de novilladas en Fallas demuestra su compromiso con el futuro de la Fiesta. Muchos otros deberían seguir su ejemplo. Es evidente que para recoger, primero hay que sembrar.

Buena novillada de José Vázquez, enclasada y seria de presentación, para tres prometedores novilleros. Ese podría ser el resumen telegráfico de esta tarde en el coso de la valenciana calle de Xàtiva. La novedad ha sido la presentación del jovencísimo Marcos Pérez, que, en su tercer paseíllo en espectáculo con picadores, ha conseguido abrir un crédito de esperanza para su futuro torero. Un novillero con un claro sentido de la colocación y las distancias, y muletero de trazo largo y profundo, que irá ganando en calidad conforme vaya acumulando experiencia. De momento se ha revelado como fácil y acertado matador, algo esencial para convertir sus actuaciones en triunfos.

Al valenciano –de El Puig- Cristian Climent, novillero ya conocido en la Plaza de Monleón, pero también muy nuevo, se le nota cómo desde Las Fallas del año pasado ha ganado en soltura, puesta en escena y conocimiento de la lidia. Llega al público con facilidad y establece de inmediato un notable lazo de complicidad con los tendidos, que le ha de servir de mucho en su futuro profesional. Fácil capotero, notable banderillero y entregado con la espada, le pueden esperar días de gloria a poco que las empresas lo tengan en cuenta.

Dejo para el final al francés Andy Younes, que, más toreado y ya en el camino del éxito, ha tenido una tarde redonda en esta su segunda comparecencia en las Fallas de Valencia. Es un torero con ángel, que se gana con su sola presencia alegre y desenfadada la atención del público, que enseguida se pone de su parte. Puerta grande para el rubicundo de allende los Pirineos, también por segunda vez, en la plaza de la ciudad de los hermanos Fabrilo, de Granero, de los Barrera -abuelo y nieto- y de ese enorme Manuel Montoliu a cuya memoria va dedicada esta edición fallera.

Y desde este rincón un reconocimiento para Simón Casas, que con su programación de novilladas en tan notable feria demuestra su compromiso con el futuro de la Fiesta de los Toros. Muchos otros empresarios taurinos deberían seguir su ejemplo. Pues es evidente que para recoger, primero hay que sembrar.

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti