www.aplausos.es

La revolera

Por Paco Mora
Por Paco Mora

Viva España, viva el Rey... ¡viva la Guardia Civil!

El pasado domingo día 8, en la corrida de la Feria de Hellín, finalizado el paseíllo, después del minuto de silencio que se repartieron Victorino y Dámaso, la banda de música se arrancó con el Himno Nacional y la plaza reventó en una cerrada ovación con el público puesto en pie. Los ¡Viva España! tabletearon, en las voces enronquecidas por la emoción de hombres y mujeres que por fin podían exteriorizar su amor a España, sin que les escupieran en el rostro el consabido “facha” con el que se ha calificado durante tanto tiempo a quienes se sienten orgullosos de ser españoles y aficionados a los toros.

Igual, pero en mayor proporción, ocurrió ese mismo día en Barcelona y en la mayor parte de los pueblos y ciudades de España, que fueron auténticos bosques de enseñas nacionales. Por fin España ha roto aguas y ha dejado de estar acoquinada por los antipatria que han hecho de su odio a todo lo español su razón de ser. Tendremos que agradecer a los separatistas catalanes, que, pasándose por el arco del triunfo todas las normas y leyes de nuestro sistema democrático, intentan romper en pedazos la patria común de todos los españoles, que con su odio han hecho el milagro de unir a tantos miles de hombres y mujeres de las más diversas ideologías, con el denominador común de sentirse orgullosos de ser españoles.

Los aficionados a los toros hemos sufrido tanto o más que nadie esa insania, tan alejada del talante y la generosidad de los españoles. Insania que ha intentado acabar con el toreo simplemente porque odian todo lo español y la Fiesta de los Toros está tan enraizada en nosotros, que, exterminándola, acabarían con un trozo importante de nuestra razón de ser. Cuando acabe esta locura separatista, que acabará, no nos quepa duda, habrá que celebrarlo con una gran corrida de toros en La Monumental de Barcelona, aunque a los Balañá (verdaderos culpables del cerrojazo) les retuerza las tripas la constatación de su fracaso.

Pero mientras tanto, este día 12 de octubre, festividad de La Virgen del Pilar, Patrona de España, la corrida de Las Ventas, debería ser un homenaje a La Guardia Civil y a La Policía Nacional, que han sabido, este tremendo principio de octubre de 2017, estar a la altura de su compromiso con los españoles y aguantar todo lo que les han echado encima los enloquecidos separatistas, por el solo hecho de cumplir con su deber, moderada y proporcionalmente, pero sin volverles la cara a los enemigos de España. Aunque tampoco sería malo que les dijéramos a los que han intentado subvertir el ordenamiento constitucional que les estamos muy agradecidos, porque gracias a su exacerbado odio, somos millones los corazones españoles que hemos revivido nuestro amor a España. Miren por donde les ha salido el tiro por la culata… El próximo jueves, la banda de música de Las Ventas debería interpretar, al final del paseíllo, el Himno de la Guardia Civil, aquel que dice: “Viva España, viva el Rey…¡VIVA LA GUARDIA CIVIL!”.

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti