www.aplausos.es

La espina

Retorna el toreo eterno

No hay nada más revolucionario y moderno en la creación artística que lo clásico. Eso sí, a condición de que se cumplan los cánones a rajatabla, sin concesiones a la galería y con sabiduría y personalidad. Y el toreo, como arte, no tiene por qué ser distinto. Ahí está el triunfo de Pablo Aguado en Sevilla y dos días después en Valladolid. Cuatro toros han bastado para colocar al sevillano en boca de toda la afición y abrirle las puertas de las principales ferias de primera de España. Otro axioma ha quedado demostrado con el éxito de Aguado, y es que para torear bien de verdad hace falta mucho valor.

Lea AQUÍ el artículo completo en su Revista APLAUSOS Nº 2173 para todas las plataformas en Kiosko y Más

Lea AQUÍ el artículo completo en su Revista APLAUSOS Nº 2173

Lea AQUÍ el artículo completo en su Revista APLAUSOS Nº 2173 para iPad

Lea AQUÍ el artículo completo en su Revista APLAUSOS Nº 2173 para Android