www.aplausos.es

La revolera

Ganas de marear la perdiz
Ampliar
(Foto: mediaveronica.com)

Ganas de marear la perdiz

El comunicado de la Asociación de Aficionados al Toro de Albacete, hecho público en el periódico local, calificando el cartel de la Feria de la Virgen de los Llanos del próximo mes de Septiembre como “el peor de muchos años”, amén de “una feria barata”, está repleto de contrasentidos que poco o nada se compadecen con la realidad. Denuncia el escrito de referencia “el predominio del encaste Domecq, en su mayoría ganaderías comerciales, que vemos en el 95% del resto de ferias taurinas”. ¿Quiere eso decir que los abonados en cuestión, que por supuesto no son todos ni siquiera una mayoría, creen que la mayor parte de las empresas taurinas son tontas de capirote y no saben lo que hacen? Luego dicen que se les ha “impuesto” la ganadería de El Freixo en una novillada, “habiendo un amplio elenco de ganaderías de distintos encastes en el campo bravo” (¿…?) ¿Acaso el de El Freixo no es uno de los encastes que están funcionando con mayor regularidad? Confunden “poner” con “imponer” siendo cosas distintas. La verdad es que no se entiende el sentido del escrito, si no es que lo que se intenta es pegarle a la empresa organizadora de la Feria de Septiembre de Albacete un bajonazo, con muy mal estilo y poca capacidad de análisis.

Se congratulan de que se lidie una corrida de toros de Torrestrella, triunfadora de la Feria de 2017, pero a la vez lamentan que la maten tres toreros locales. Ellos que precisamente se pasan la vida exigiendo cada año que haya nombres de toreros albaceteños en los carteles… Incomprensible, repito. Echan de menos una corrida de Miura y otra de La Quinta; ¿es quizás con ellas que querrían ver a los toreros locales que estrenan el año con la corrida de la Feria de Albacete? Extraña manera de querer a sus toreros la de los aficionados remitentes del comunicado…

Se quejan del mano a mano de la novillada, porque corren tiempos de pocos festejos menores, pero se olvidan de que en el cartel figuran uno de los máximos triunfadores de Pamplona, como es el mexicano San Román, y la promesa ilusionante de la novillera albaceteña que es José Fernando Molina. Y para colmo se quejan del doblete de El Juli y Roca Rey ¿…? en el colmo de una incomprensión que bordea el ridículo más espantoso. Afirman en su misilazo que “Albacete está perdiendo su identidad como feria de referencia”. Pues díganme ustedes, señores “aficionados”, cuántas ferias de plazas de segunda tienen anunciados sus carteles con un elenco de toros y toreros como los que se anuncian este año en la de Albacete… Y repitiendo dos de las máximas figuras del toreo en la actualidad.

Acusa el tan citado escrito a la empresa de no importarle “el aficionado” y de “ignorar su opinión”, excepto cuando pasa por taquilla. Como final piden “un palco serio”. A mí también me gustaría que quienes se deciden a hacer públicas sus opiniones lo hicieran con mejor criterio que los autores del comunicado de referencia. Porque toreros y toros hay los que hay -y vienen a Albacete las máximas figuras y con ganaderías de prestigio-, otra cosa es que intenten los señores “aficionados” de la citada Asociación reventar la Feria Taurina de 2019. Pero incluso para eso tendrían que actuar con mayores conocimientos de los que ponen de relieve en su escrito… Son ganas de marear la perdiz.

Cosa distinta sería decir que hay otro modo de hacer los carteles. Se podría programar una feria puramente torista. O eminentemente torerista. O cargando el acento en lo local, en cuanto a toros y toreros, hasta donde alcanzara que no sería demasiado... O buscar variantes sacándolas hasta de debajo de las piedras, pero eso ya es buscarle los tres pies al gato. Porque, en cuanto a toros y toreros, estos son los bueyes que hay, y con ellos tenemos que arar…