www.aplausos.es

FERIA DE AGOSTO

Manzanares, única oreja en la Picassiana de Málaga

El fallo con los aceros y el juego de los toros condicionaron la corrida que homenajea cada año al célebre pintor malagueño

lunes 19 de agosto de 2019, 13:42h

Abrió el festejo un toro atacado de kilos, flojo y muy soso. Recibió dos puyazos sin emplearse. El Juli realizó una faena de paciencia, tratando de encauzar la embestida del animal, lo logró en dos tandas más reunidas sobre la derecha. La faena no pudo subir de intensidad por las limitadas condiciones del de Domingo Hernández. Mató de estocada casi entera trasera y tendida y fue ovacionado.

El cuarto, justo de presentación, fue cuidado en el caballo. La cuadrilla de El Juli tuvo muchos problemas para colocar las banderillas porque el de Garcigrande recortó el viaje. Llegó a la muleta muy reservón y aplomado. El Juli lo intentó con precauciones y lo mató de una estocada corta muy trasera y atravesada.

El segundo, muy terciado, fue un toro flojo pero que sacó un fondo de clase y se encontró con un diestro inspirado que lo templó desde el primer muletazo en una faena que fue creciendo en intensidad, sobre todo en el toreo sobre la derecha de mano muy baja, que remató con cambio de mano espléndido y pases de pecho. Mató de una buena estocada y paseó una merecida oreja.

El quinto fue un toro voluminoso que cumplió en dos varas. Fue noble pero de poca duración. Manzanares estuvo entregado en una faena casi exclusivamente por el pitón derecho, con elegancia y remates de bella factura. Estuvo muy por encima del toro. Falló con la espada, ya que necesitó de un pinchazo, media estocada y un descabello y saludó una ovación.

El tercero fue devuelto después de una costalada de la que salió con los dos pitones rotos y sangrando. Se lidió en su lugar un sobrero de La Palmosilla que blandeó de salida, tomó dos varas sin entrega y en la muleta se rajó después de la segunda tanda. David de Miranda lo recibió en el centro con estatuarios y siguió con una serie con la derecha, momento en que el animal se fue a las tablas, de donde ya fue imposible sacarlo. Mató de tres pinchazos y una estocada.

El sexto, toro muy flojo y que llevó la cara a media altura, permitió a David de Miranda realizar una faena templada y valiente por ambos pitones, que finalizó con bernadinas muy expuestas. Tras el fallo con las espadas saludó una ovación.

Málaga, lunes 19 de agosto de 2019. Feria de Agosto. Corrida Picassiana. Toros de Domingo Hernández, desiguales de presencia. Soso el primero; flojo y enclasado el segundo; flojo y de poca duración el quinto; noble pero con poca clase el sexto, y uno (4º) de Garcigrande, descastado y complicado. Tras lesionarse el tercero, se lidió un toro de La Palmosilla que resultó manso. El Juli, ovación con saludos y silencio; José María Manzanares, oreja y ovación con saludos; David de Miranda, sustituto del lesionado Pablo Aguado, ovación con saludos y ovación con saludos tras aviso. Entrada: Más de tres cuartos. Antes de comenzar la corrida se le entregó a Fortes el Capote de Paseo como triunfador del año 2018.