ENTREVISTA

Damián Castaño: “Mi primer toro me sacó el aire y me costaba respirar pero no quería que me dejaran en el olvido”

Maribel Pérez
lunes 29 de abril de 2024
Apenas un día después de su gesta en San Agustín del Guadalix, el espada conversa con APLAUSOS de su estado y de esa mañana épica después de recibir este mediodía el alta hospitalaria

Muy dolorido, el diestro Damián Castaño se recupera ya en casa de la fractura de costilla, traumatismo costal y de las policontusiones que sufrió en dos auténticas palizas al entrar a matar sin muleta a su primer toro de Dolores Aguirre y al recibir a portagayola al quinto tras salir de la enfermería en San Agustín del Guadalix. Apenas un día después de esa gesta, el espada conversa con APLAUSOS de su estado y de esa mañana épica tras recibir este mediodía el alta hospitalaria.

-¿Cómo ha pasado la noche?
-Estoy con bastantes dolores. He pasado muy mala noche porque la zona de la costilla es un poco complicada, y no me he podido ni mover. Al respirar me duele mucho, y al andar y hacer movimientos, también. Tengo que echarle paciencia porque estos días tienen que ser así.

-¿Cuánto tiempo le han dado de recuperación?
-Estoy en casa ya porque al tener fracturada la costilla, eso se cura con el tiempo y el reposo. La doctora me dijo que cada persona es un mundo, que los toreros somos de otra pasta y que tardaría seguramente menos que quienes no son toreros o deportistas. Pero me dijo que guardara reposo absoluto. Espero que en 15 ó 20 días esté listo.

-Entró a matar sin muleta a su primer toro. ¿Por qué lo hizo?
-Fue algo que no llevaba pensado. Cuando me cuadré con el toro, lo vi alto y no le veía la muerte y pensé que no se me podía ir el toro sin meterle la espada y que me tenía que encunar. Entonces, en ese momento se me ocurrió tirarme sin muleta. Lo hice con el corazón y con toda la verdad del mundo, pero no fue algo que llevara pensado ni mucho menos.

“A mi primero lo quise matar sin muleta con todo mi corazón y fue cuando me rompió la costilla. Luego en el quinto, ya salí bastante mermado de facultades”

-Salió de la enfermería y con esa fractura de costilla, no dudó en ir a recibir al quinto a portagayola.
-Me costaba mucho respirar porque mi primer toro al darme en las costillas, me sacó el aire. Era una tarde muy importante para mí porque no quiero bajarme de estas corridas ni que me dejen en el olvido. Fue una forma de reivindicarme en un sitio donde estaban muchas comisiones de Francia, grandes aficionados de España y quería que vieran mi entrega máxima.

“Al respirar me duele mucho, y al andar y hacer movimientos, también. Tengo que echarle paciencia porque estos días tienen que ser así”

-Dos auténticas palizas que se resumen en una mañana épica.
-Salí a darlo todo, a no dejarme nada en el hotel, porque la ocasión lo merecía. A mi primero lo quise matar sin muleta con todo mi corazón y fue cuando me rompió la costilla. Luego en el quinto, ya salí bastante mermado de facultades. El toro a portagayola se quedó debajo y no me pude escapar, y me pegó otra paliza grande, pero estoy contento con la actuación porque lo di todo.

-Su heroicidad y vivir diariamente en la batalla de las duras, ¿cree que tendrá recompensa?
-Creo que sí. Me gusta pensar que los esfuerzos siempre tienen recompensa porque me veo reconocido por aficionados y profesionales. Hoy está sonando mucho el teléfono y espero sumar nuevos contratos, nuevas oportunidades y nuevos horizontes. Uno busca siempre aspirar a más.

    ÚLTIMAS NOTICIAS

    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando