www.aplausos.es

Las verdades del Barquero

Dos novillos, dos novilleros

Las dos novilladas del Pilar fueron de encastes distintos. Una de sangre Domecq: tres utreros con el hierro de Jandilla y otros tres con el de Vega­hermosa. El ganadero de Vega­hermosa, Borja Domecq Noguera, lo es de cuarta generación. Su señor padre, Borja Domecq Solís, de tercera. El Gotha taurino. La de Jandilla, legado directo del segundo Juan Pedro Domecq ganadero -Juan Pedro Domecq y Díez-, es una ganadería larga. Lo fue desde su misma fundación y lo ha seguido siendo a pesar de las particiones, ventas y herencias. Los repartos dentro de la propia familia, de padres a hijos, son fiables por naturaleza. La ley de la sangre.

Lea AQUÍ el artículo completo en su Revista APLAUSOS Nº 1933