DECLARACIONES

Javier Rojo: “Le han descubierto una segunda trayectoria de 20 centímetros o más desde el muslo hasta el ombligo”

Maribel Pérez
lunes 06 de mayo de 2024

“Nos llevamos la sorpresa de que cuando le trasladamos al hospital el doctor le exploró y en un TAC descubrieron que tenía una cornada bastante grande que le sube desde el muslo hasta el ombligo. Son 20 centímetros o más, tiene dañados los músculos del abdomen y está muy dolorido”. Son las palabras de Javier Rojo, padre del ya matador de toros José Rojo, que se recupera en el Hospital Universitario de Cáceres de un cornalón que no fue detectado en la enfermería de la plaza de Trujillo, donde heroicamente triunfó junto a Castella y Manzanares en la tarde de su alternativa.

Sobrecogido, el padre del diestro explica que a pesar de todo “estamos contentos y después del esfuerzo que ha hecho, los médicos no se explican cómo es posible que aguantara tanto tiempo de pie. Porque cuando le cogió no se quejaba de la cornada, se quejaba de la barriga”.

Los médicos no han facilitado por el momento el segundo parte médico de esta segunda y extensa trayectoria. El padre del torero afirma: “Estoy pidiendo el parte médico y no me lo dan porque aún no le han dado el alta. Y todavía no saben cómo va a evolucionar. Solo tengo el de la plaza de toros, que era un doctor que tenía 80 años y nada más que vio la trayectoria chica”.

Javier Rojo explica: “No le ha tocado el intestino pero ha sido una cornada dura y por eso tiene muchos dolores; andar prácticamente no puede. Le lavan las heridas dos veces al día. Estamos a la espera de ver cómo evoluciona. Le cuesta muchísimo ponerse de pie. Los médicos dicen que a ver si se empiezan a colocar los músculos del abdomen para que pueda volver a caminar con normalidad”, concluye.

    ÚLTIMAS NOTICIAS

    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando
    Cargando

    CRÓNICA SAN ISIDRO

    Un torerísimo Galván rompe moldes a golpes de inspiración

    Un torerísimo Galván rompe moldes a golpes de inspiración

    "Nos llevamos la sorpresa de que cuando le trasladamos al hospital el doctor le exploró y en un TAC descubrieron que tenía una cornada bastante grande que le sube desde el muslo hasta el ombligo. Son 20 centímetros o más, tiene dañados los músculos del abdomen y está muy dolorido".…

    Este contenido está protegido para usuarios registrados

    Cargando
    Cargando
    Cargando