www.aplausos.es

FERIA REAL

El Juli, magistral con el único zalduendo medio potable en Algeciras

El madrileño salió a hombros por la Puerta de la Feria

jueves 28 de junio de 2018, 18:44h

Fotos: ARJONA

Abrió plaza un toro de Zalduendo alto de agujas. Morante no se estiró con el capote. Echó la cara arriba en el caballo y el viento comenzó a mover los engaños. Morante lo pasó a media altura con algunas precauciones. El viento azotó más fuerte. Intentó algún derechazo sin que el animal humillara. Morante se fue por la espada y dejó media atravesada. Pitos.

El segundo fue un toro cornidelantero. El Juli lo saludó con verónicas enérgicas para dominar el viento. Empujó con un pitón en una vara y El Juli quitó por chicuelinas. Realizó una faena meritoria. Se dobló por bajo para desengañar al toro. En la primera tanda el de Zalduendo embistió rebrincado. En las tandas siguientes se impuso el temple, que el toro aceptó, y persiguió la muleta por abajo. El Juli se recreó en tandas por ambos pitones con el temple como arma fundamental. Cuando el toro se mostró remiso a repetir, el torero acortó las distancias y surgieron circulares, pases de la firma y excelentes pases de pecho. Había logrado mejorar la condición del animal. Mató de una estocada trasera. Dos orejas. Aplausos para el toro.

El tercero, pobre de cara, apretado de carnes y carifosco, echó la cara arriba en el saludo de Roca Rey con el capote. Tomó una vara con la cara alta. Llegó a la muleta esperando y alargando el cuello al final de los muletazos. Lo mejor de Roca fue el comienzo de la faena con seis pases por alto, uno del desprecio y otro de pecho. A partir de ahí, el de Zalduendo embistió descompuesto y desarmó al torero por la derecha y la izquierda. Ante la imposibilidad de lucimiento, acortó las distancias y se metió entre los pitones. Estocada trasera y desprendida y un descabello. Aplausos con saludos desde el callejón.

El cuarto, muy terciado, con buen cuello, fue un toro deslucido. Morante dibujó dos verónicas limpias junto a otras enganchadas. El remate de la media fue brillante. Tomó una vara sin emplearse el toro. Soler puso banderillas en lugar de Carretero, que aún no está recuperado. El animal fue un compendio de falta de raza y fuerzas. Morante se la puso por la derecha para poder dibujar algún muletazo suelto. Fue muy poca cosa. El toro acortó su viaje y se paró. Morante se fue a por la espada en medio del descontento general. Pinchazo y estocada. Silencio.

El toro que hizo quinto era bonito y terciado. Protestó en el capote de El Juli. En el caballo tomó una vara sin ninguna entrega. Aunque el torero quiso bajarle la cara y llevarlo templado, el toro rebañó al final de los muletazos antes de pararse definitivamente. Optó por un macheteo por la cara y mató de dos pinchazos, media caída y un descabello. Saludos. El toro fue pitado en el arrastre.

El sexto salió con trote cochinero y huyó de los lidiadores. Se rebotó en la primera entrada al caballo y embistió con genio en la segunda. Roca Rey lo intentó con un toro que se quería ir de la suerte, carente de casta y movilidad. Ante las condiciones del animal se fue a por la espada. Media estocada y un descabello. Palmas.

Algeciras, jueves 28 de junio de 2018. Feria Real. Toros de Zalduendo, muy desiguales de presentación y de muy poco juego por su mal estilo y apagado comportamiento en la muleta. El mejor, gracias a la inteligencia de El Juli, fue el segundo. Morante de la Puebla, pitos y silencio; El Juli, dos orejas y saludos; y Roca Rey, saludos desde el callejón y palmas. Entrada: Casi lleno. José María Soler saludó en el segundo tras clavar banderillas. El Juli salió a hombros por la Puerta de la Feria.