www.aplausos.es

MONT DE MARSAN - FERIA DE LA MADELEINE

Foto: Roland Costedoat
Foto: Roland Costedoat

Ponce y Fandiño, a hombros en un gran mano a mano

Magistral tarde del valenciano, que perdió varios trofeos más con la espada; el de Orduña se reencuentra con su mejor versión

viernes 24 de julio de 2015, 17:54h
Variada e interesante corrida de Victoriano del Río, abandonando el mayoral la plaza a hombros junto a los toreros.

FOTOS DE ROLAND COSTEDOAT DEL FESTEJO

VÍDEO RESUMEN DEL FESTEJO

Fotos: ROLAND COSTEDOAT

El primero de Victoriano del Río se empleó con bravura y fijeza en el caballo. Con volumen y romana el astado. Enrique Ponce, en faena ejecutada en el tercio, anduvo muy torero en el comienzo doblándose con el toro para después firmar un recital de temple y buen gusto. Elegante, parsimonioso, dando tiempo y distancias, enceló a su oponente con enorme suavidad. Ligadas las series. Los circulares finales y de nuevo los doblones pusieron fin a su obra. Una estocada algo defectuosa y dos golpes de descabello dejaron el premio en una oreja.

Iván Fandiño sorteó por delante un toro bien hecho y bien armado al que saludó bien a la verónica. De buena condición, desarrolló calidad hasta donde duró el toro y la labor del vizcaíno tuvo tres series importantes por el pitón derecho por su ligazón, firmeza y temple. A menos el victoriano, finalizó con bernadinas ajustadas para pasear una oreja.

‪Buen toro el tercero, de bonita hechura. Ponce lo recibió con el capote genuflexo y quitó por delantales. El valenciano lo vio pronto y empezó a torearlo muy bien sobre la mano derecha. Faena en el tercio con un toro que tuvo sus dificultades por lo picante de su embestida, también brilló en dos tandas el naturales y en las poncinas finales. Bien de verdad el valenciano, imponiéndose a un ejemplar exigente. El descabello propició que todo quedara en una vuelta al ruedo.‬

Toro fuerte el sobrero de Juan Pedro Domecq, que reemplazó al estropeado cuarto y que salió muy suelto en los primeros tercios. Al hilo de las tablas comenzó la faena Fandiño, que dejó varios muletazos de mucha entidad pero que se quedó muy pronto sin oponente, muy a menos y sosegando en exceso. Templado el de Orduña, sacando todo lo que tuvo el animal, al que mató mal.

Lo de Ponce en el quinto fue otra demostración de sabiduría. Nadie vio al toro salvo él. Rebrincado, con mal estilo y sin celo en el quite de Fandiño, el de Chiva lo metí en el cesto con magisterio. Primero para afianzarlo, después para torearlo a placer en una faena que se inventó y que acabó muy ligada. Extraordinario Ponce, que pese al pinchazo y los descabellos fue premiado por la afición con una oreja como premio a su gran tarde de toros.

Cerró plaza un toro que salió con muchos pies y que acabó ofreciendo un juego extraordinario, por su recorrido, prontitud y fijeza. Muy variado de capa Fandiño, que le endilgó dos largas de salida en los mismos medios. Tras el quite del sobresaliente Banty, el diestro vasco fue todo corazón y entrega. Con la muleta, los cambiados por la espalda precedieron a un toreo de calidad sobre la mano derecha y dejó un vibrante final por manoletinas que encendieron la plaza. Pese que no mató de primeras, el público también quiso recompensar su tarde pidiendo las dos orejas que fueron concedidas.

Mont de Marsan (Francia)
, viernes 24 de julio de 2015. Toros de Victoriano del Río, de variado e interesante juego, destacando 1º 2º y 6º. Un sobrero de Juan Pedro Domecq (4º), tras devolverse el titular al dañarse los pitones. Enrique Ponce, oreja tras aviso y vuelta al ruedo tras aviso y oreja tras aviso; Iván Fandiño, oreja tras aviso, ovación con saludos y dos orejas. Entrada: Casi lleno. Sobresaliente: Jeremy Banti. Tras romperse el paseíllo, la alcaldesa de Mont de Marsan le entregó a Enrique Ponce la reproducción de la pintura oficial que anuncia los carteles del abono. Saludó Miguel Martín tras parear al sexto.
;